Implicaciones legales en la compra de una casa.

abc-legalAdquirir un inmueble tiene implicaciones legales que no podemos dejar de lado y que conviene conocer por nuestra propia seguridad para evitar ser víctimas de fraudes, engaños o simplemente encontrarnos frente a una situación en la que no sepamos cómo actuar.

A continuación te ofrecemos una breve guía a fin de asesorarte respecto de algunos conceptos legales que debes tener presente al comprar algún tipo de inmueble.

El Código Civil es el que regula este tipo de operaciones, aunque cada estado de la República Mexicana cuenta con su propio código, por lo que se debe recurrir a la entidad en el que se encuentre el inmueble para saber con certeza los lineamientos que regirán la compra.

En la escritura pública de compra constarán las características de la adquisición del inmueble, sin embargo, es importante tener conocimiento de tales situaciones a fin de dar seguimiento a la operación y vigilar nuestros intereses.

Antes de comprar

Es imprescindible no firmar ningún documento si no conocemos la situación legal de la propiedad de la que seremos dueños, por ello es necesario:

a) Revisar la situación del inmueble en el Registro Público de la Propiedad. Este trámite permite conocer quién es el dueño actual y si dicho inmueble tiene gravámenes o derechos reales.

b) Es obligación del vendedor dar a conocer los gravámenes o cargas que pesan sobre la posible compra para decidir si adquirimos o no el inmueble y dejar en claro las circunstancias en las que se encontraría nuestro derecho de propiedad.

No obstante, se dan casos en los que se omite esta información generando un problema y poniendo en riesgo nuestra compra-venta.

El trámite

¿Cómo realizar este trámite?

Lo puede hacer el comprador por su cuenta o solicitar los servicios de un notario. El Registro Público de la Propiedad es una institución que da certeza los actos que la ley exige, como es la inscripción de los gravámenes o cargas con la finalidad de otorgar veracidad y seguridad tanto a los titulares del inmueble como a terceros, en este caso el comprador.

Muchas veces realizar un trámite significa enfrentarnos a toda una burocracia y perder tiempo debido a la complejidad y falta de conocimiento de las normas. Sin embargo, la realización de este procedimiento es sencillo y vale la pena esperar unos días para tener el certificado de libertad de gravámenes en nuestras manos para saber el estado que guarda la propiedad.

Cada estado de la República cuenta con su propio registro, por lo que es necesario apegarse a las normas que dispone cada uno.

 

 

Fuente: Metroscúbicos.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s