DESCUBRE INAH UNA GRAN CIUDAD MAYA EN Q. ROO.

58d2783244e4de41

 

Arqueólogos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) corroboraron la existencia de una zona arqueológica maya de 34 hectáreas, llamada Noh Kah, “Ciudad Grande” en la selva de Quintana Roo.

En un comunicado, el INAH explicó que urbe fue explorada después del descubrimiento de un muro revestido con piedras cuadrangulares de las que penden largas lianas, realizado por pobladores del ejido Botes-Rovirosa.

Sobre dicho muro, el arqueólogo Javier López Camacho destacó que se trata de una construcción posterior al auge que experimentó la urbe, hace más de mil 500 años, en el periodo Clásico Temprano, entre 250 y 600 d.C.

Mencionó que “Noh Kah pertenece a un área muy importante que es la ribera del río Hondo, colindante con Belice, donde se extienden sitios monumentales totalmente desconocidos, los cuales arrojarán datos relevantes para la reconstrucción histórica de lo que se conoce ahora en sitios como Dzibanché y Kohunlich”.

“Ciudad Grande” incluso puede brindar conocimiento sobre la influencia de la dinastía Kaan en lo que hoy es el sur de Quintana Roo, reconocida por la presencia del glifo de la “Cabeza de Serpiente” en sitios como El Resbalón, Dzibanché” y Pol Box, o Los Alacranes en Campeche, explicó el instituto.

“Hubo un control muy fuerte por parte de esta dinastía para el Clásico Temprano, claro que el sitio Noh Kah estaría sujeto a una entidad política mayor que podría ubicarse más al norte del área geográfica”, explicó López Camacho.

La investigación, que comenzó desde hace dos años y que es realizada por especialistas de la Escuela Nacional de Antropología e Historia (ENAH) en coordinación con el Centro INAH Quintana Roo, realizan la recolección de material cerámico y el levantamiento topográfico de la milenaria metrópoli, de la cual han definido seis grupos arquitectónicos.

El mapeo busca ver cómo se estructuraba Noh Kah, la forma en que los grupos arquitectónicos se unían a través de calzadas y la infraestructura que permitía el aprovisionamiento de agua. Estos datos ayudarán a entender la organización del sitio y su evolución temporal, desde el Clásico Temprano al Clásico Tardío, indicó el INAH.

Noh Kah, “Ciudad Grande”, se ha ido convirtiendo en una entrada de ingresos para los pobladores cercanos gracias a la implementación del Programa de Empleo Temporal para su mantenimiento, y también de reconocimiento de su propio pasado, finalizó.

Fuente/ Notimex

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s